Entendiendo la relación y beneficios del Peat Moss y la Composta en las mezclas de sustrato

Los métodos de producción orgánica están cobrando cada día más interés entre los productores hortícolas, principalmente en la producción en ambiente controlado, y el formular una mezcla de sustrato orgánica puede ser todo un reto dependiendo de lo que el productor busca.

Las mezclas utilizadas para la producción de plántula deben de ser muy ligeras, tener una alta capacidad de retención agua, circulación de aire y estar libres de enfermedades y malezas. Las mezclas utilizadas para el trasplante se pueden combinar con peat moss, humus, composta, acondicionadores de suelo y fertilizantes orgánicos aprobados. La necesidad de contar con mezclas libres de enfermedades y malezas favorece a las mezclas de sustratos a base de materiales naturales como el peat moss y composta, fortalecidos con perlita, vermiculita y fertilizantes orgánicos. Una mezcla que contenga composta de alta calidad comúnmente proveerá cantidades adecuadas de fosfato, potasio y otros nutrientes, pero generalmente la mezcla deberá ser suplementada con otros fertilizantes orgánicos aprobados.

El ambiente en el invernadero es muy efectivo para promover un rápido crecimiento de la planta, pero también resulta en un ambiente apropiado para la rápida reproducción de insectos y enfermedades. Los cultivos en invernadero son producidos en pequeños contenedores que limitan en cierto punto el crecimiento de la raíz y la lixiviación frecuente provoca que el manejo de la fertilización sea más complicado sin utilizar fertilizantes solubles. Por consiguiente, de lo que se trata es de conseguir sustitutos que provean esta fertilización y ambiente propicio para el desarrollo orgánico de la planta.

La base de esta mezcla de sustratos es el peat moss y la composta y en este artículo nos referiremos a ellos para entender los beneficios de cada componente.


Turba de esfagno

Turba (Peat Moss)

El peat moss es un ingrediente muy común en la formulación de mezclas para la producción orgánica ya que está disponible en una gran variedad, es relativamente económico, tiene las características físicas deseadas, se descompone lentamente y retiene una gran cantidad de retención de agua y aireación. La mayoría del peat moss utilizado en Norte América proviene de Canadá y es cosechado en cantidades moderadas de manera renovable y sustentable. Se recomienda evitar el uso de corteza en mezclas de germinación ya que este material inmoviliza el nitrógeno.

El peat moss generalmente tiene un pH de 3.5 a 4.0, por lo que es común agregar caliza a la mezcla para balancear el pH. El peat moss no es una fuente de nutrientes, pero ayuda a la mezcla a retener los nutrientes ya que incrementa su capacidad de intercambio catiónico. El peat moss ayuda a la mezcla de sustrato orgánico a que no se compacte y de esta manera puede extender la vida de la mezcla más del doble de tiempo.



Compost

Composta

La composta se deriva de la descomposición biológica de materia orgánica llevada a cabo a través de la continua mezcla y apilamiento de esta materia para promover su descomposición aeróbica y anaeróbica. El progreso de la descomposición de los materiales orgánicos puede ser monitoreado midiendo la temperatura de la pila de la composta.

Este proceso minimiza los patógenos, potenciales semillas de malezas y malos olores. La composta retiene el agua, provee aireamiento y una buena cantidad de nutrientes. El problema es encontrar un proveedor que tenga una calidad consistente en los volúmenes requeridos por el productor.


¿Cómo podemos evaluar la calidad de la composta?

  • La composta usada en las mezclas orgánicas debe detener un pH de 6.5 a 8.0, menos de 0.05 ppm de amoníaco, 0.2 a 3.0 ppm de amonio, menos de 1 ppm de nitrito-N, menos de 300 ppm de nitrato-N y más de 25% de materia orgánica.
  • La composta terminada debe detener una conductividad eléctrica menor que 3 y un contenido de humedad de 30 a 35%.
  • Las compostas a base de estiércol generalmente tienen un mayor contenido de nutrientes que las hechas a base de materiales vegetales.
  • Los componentes de la composta no deben de ser reconocibles a la vista y no debe de tener un olor desagradable.
  • El radio C:N debe de ser 15 – 20:1

Cómo se complementan el peat moss y la composta

  • Tanto la composta como el peat moss son muy buenos sustratos o correctores de suelo. Al ser utilizados, cada uno mejora el sustrato de diferentes maneras.
  • El peat moss tiene poco o nada de nutrientes, mientras que la composta es mejor en ese sentido, de cualquier manera, la composta no es un fertilizante y los nutrientes para la planta deben de ser suplementados.
  • El valor nutricional de la composta generalmente viene de su efecto en el sustrato y los microorganismos que aporta. El peat moss ayuda al sustrato a retener los nutrientes incrementando su capacidad de intercambio catiónico.
  • El peat moss no se compacta, por lo que puede durar por años en el sustrato, ayudando a la aireación y retención de agua, mientras que la composta se compacta y pierde su valor nutricional con el tiempo, por lo que debe de ser agregada cada año.
  • El peat moss tiene una composición uniforme. La composición de la composta varía dependiendo del fabricante. Este es un factor importante a considerar al comprar composta ya que además de esto, a veces puede traer contaminantes que se desprenden de los materiales utilizados en su producción.
  • El peat moss contiene pocos microorganismos y la composta tiene alto contenido de microorganismos benéficos en su mayoría, lo cual ayuda a la calidad del sustrato.
  • El peat moss no contiene semillas de malezas. La composta en teoría no debe de contener tampoco semillas de malezas si ha sido producida de manera adecuada, esto es, a temperaturas lo suficientemente altas para matar semillas de malezas, cubierta para evitar que sea contaminada y que no haya sido utilizada ningún tipo de maleza como componente en su producción. La mejor manera de corroborar esto es poner un poco de composta en un recipiente, agregar agua y esperar por 2 semanas para ver si algún tipo de vegetación germina.
  • El peat moss no tiene ninguna capacidad de inhibir enfermedades del suelo, mientras que los microorganismos en la composta pueden suprimir algunos patógenos que causan enfermedades.

La mejor respuesta a esta diferencia en sus cualidades es utilizar ambos para aprovechar los componentes de cada uno y obtener los mejores resultados. La composta puede ser utilizada mezclándose con peat moss como fuente de fertilización adicional y dependiendo de la calidad y el propósito de su uso puede ocupar del 20 al 70% de la mezcla. Típicamente el 75% de la mezcla está hecha a base de peat moss y composta y el 25% de perlita y vermiculita. La calidad y proporción de la composta dependerá de los materiales utilizados en su fabricación.

Por favor llene este formulario para obtener el artículo en formato pdf

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.